viernes, 19 de diciembre de 2008

GRACIAS POR VUESTRO ALIENTO


Hoy, quiero agradeceros desde el silencio de Alicia vuestras palabras de aliento y de consuelo en estos momentos tan difíciles de superar para ella …Ellos, están ahí, siguen sin alterarse, sin invitarnos a la esperanza pero, -me niego a que ésta se apague.
Hace años que conozco Alicia - desde que vivo aquí- y, os aseguro que si ella pudiera leer vuestros comentarios deseándole lo mejor lo haría, con el mismo entusiasmo y agradecimiento que lo hago yo.
Sé que es muy difícil que ella algun día pueda hacerlo pero, desde ese lugar opaco en el que se encuentra os lo agradece de corazón. Alicia es fuerte, muy fuerte y, sigue pegada a la vida con todas sus fuerzas para vencer y, lo hará hasta el último aliento y, por encontrarse en esta situación tan difícil, ella os dice que a pesar de todos los pesares, debéis ser valientes en cualquiera de las vicisitudes de la vida cotidiana y, se reafirma para daros ánimos y aliento sin bajar la guardia.
La situación en la que se encuentra Alicia, me ha pillado sin aviso previo y, por éso, me ha costado tanto asimilar y digerir la realidad….Confieso que por momentos, me he sentido cobarde y desde aquí, -te ruego Alicia que me perdones por ello- . Sin lugar a dudas, mi egoísmo por sobrevivir me ha conducido a huir de mi silencio consentido … y, buscar vida, buscar bullicio que en estas fechas precisamente se hace un poco más trepidante. Necesitaba agarrarme a algo que no me diera tregua para acordarme de la situación en la que se encuentra mi amiga de ahí, mi silencio durante todos estos días, y el no haber pasado por vuestros blogs como acostumbro para leer vuestras entradas. Y, me he preguntado tantas veces, tantas... ¿ por qué, me sentía tan cobarde para superarme y, en cambio tan valiente para ayudarle…?. Poco a poco he ido asimilando la cruel realidad y di respuesta a todas mis dudas incluso hasta las que por entonces, me parecían inexplicables. Me convencí de que es necesario apretar los dientes , coger la realidad en los brazos por despiadada que ésta me parezca y hacerme su aliada e incluso, caminar a su lado sin buscar culpas ni respuestas…
Por todo ello, me reitero de nuevo para agradeceros vuestro aliento, vuestra ayuda cuando yo aún, no había asimilado que la vida a pesar de todo sigue. Gracias amigos, gracias por estar a mi lado.

10 comentarios:

Libertad dijo...

Este medio abraza. Las personas en sintonía empatizan con nuestra pena, con nuestra alegría. Sentí tu pena. Cómo se puede entender algo así? que llega por sorpresa.
Cuídate mucho, abraza a tu amiga. El pensar que no regrese llena de dolor el alma de las personas que la queréis. Deseo que te llegue mi abrazo. permíteme decirte que Alicia no tiene que perdonarte nada. Se ve que eres generosa y gran amiga.
Un cariñoso abrazo de nuevo

Fernando Manero dijo...

Transmites una sensibilidad enorme que nos hace compartir contigo esos momentos en que tanto te necesitan. Bastan simplemente tu mano, una sonrisa, una frase, una mirada, un consejo para que se transforme un ambiente dificil en algo sentido y entrañable. Un abrazo

Fran dijo...

Cuando nos llega uno de estos golpes tan difíciles de llevar y asimilar nos damos cuenta que normalmente nos quejamos de nada. Haces bien en recordarnos: “debéis ser valientes en cualquiera de las vicisitudes de la vida cotidiana y, se reafirma para daros ánimos y aliento sin bajar la guardia”
Me acordaré de ti y espero que aun esta pena que tenéis puedas vivir una bonita Navidad con tu familia. Quizá esta vez tengáis que dar más pero quizá después os sintáis más plenos. Un beso.

RAFAEL LIZARAZO dijo...

Hola, angela...

Mucha tristeza me embarga al pensar en tu amiga Alicia, pero la vida nos pone a prueba y debemos sacar a relucir nuestra fortaleza para salir adelante.

Yo que tengo a mi madre enferma, comprendo tu pesar y tu congoja.

Al orar por la salud de mi madre también lo haré por tu amiga.

Quisiera dentro de lo posible, desearte Feliz Navidad.

Un abrazo.

Laura dijo...

No te sientas mal, Ángela. Nuestras reacciones en situaciones complicadas son difíceles de controlar. No podemos manejarlo todo a nuestro antojo, no podemos ser siempre como se supone que debemos ser. No te preocupes por eso y sigue apoyando a Alicia. Ella sabe que estás ahí y eso le ayuda, seguro.
Un saludo, como siempre, con mucho ánimos.

tia elsa dijo...

Querida Angela: son situaciones díficiles de asimilar, nos toma por sorpresa y mal posicionados, espero que tu amiga salga adelante, le daremos todos nuestro apoyo, besos tía Elsa.

María dijo...

Abraza a tu amiga, y mirala, en el silencio con mucho amor...Te deseo mucha fortaleza Ángela, para ti y tu amiga Alicia. Un abrazo intensamente grande. Quierela hasta el infinito y más allá.

Abuela Ciber dijo...

Como decia en mi reflexion...uno crece cuando se enfrenta a hechos que nos conmueven en lo profundo.


Angela

Gracias por visitar mi blog y darme buenos momentos.

Te deseo a ti y seres queridos, que tengan una buena Nochebuena y Navidad.

Que el año 2009 les otorgue todo el amor, comprension y tolerancia, para que encuentren el equilibrio interior que les de la paz para vivir feliz y plenamente.

Besos

Abu

Susana de Argentina dijo...

Dicen que escuchan, dicen que sienten el afecto, dicen que están dormidos...dicen...mucho se dice de las personas en ese estado, creo que ni los médicos lo saben...solo Dios...y en sus manos Alicia se encuentra, solo que nosotros no nos resignamos, es que lo imprevisible nos descoloca, amiga te mando un beso enorme y un abrazo de corazón para Alicia...

Cecilia Alameda Sol dijo...

Sigo estando contigo.