martes, 9 de junio de 2009

QUERIDO RELOJ


No se porque extraña razón, últimamente me atrapas cada momento y, no me das tregua a sentir que cada instante debo vivirlo con firmeza, con decisión, con intensidad. No entiendo tu empeño, en no darme tregua para que cada instante no sea motivo de…- Ya no tengo tiempo para hacer esto o aquello.- Tampoco comprendo el porque, de sentirte mi guardián, el jefe de mis horas, el dedo inquisidor que apunta y decide que, tengo que hacer esto y, no lo que me apetece…¿ Por qué intentas decidir tú, por mí.?¿ Por qué valoras tú, mi libertad, haciéndome partícipe de que mi tiempo es oro y, tengo que vivirlo programada como una máquina…. ?
Pues no, no me siento un aparato al que le das cuerda y anda, al que le impones el horario de sus obligaciones y, le robas el de las devociones. Al que le brindas con insistencia que los días deben ser tan monótonos como obligados a causas impuestas…
Sé que no puedo pararte, ni siquiera detenerte por unos momentos cada día pero, lo que no quiero, ni espero, es que tú, te esfuerces en ser mi fuerza motriz haciéndome partícipe de tus decisiones porque tú, querido reloj, tan sólo marcas el tiempo y yo, concreto mis decisiones.

26 comentarios:

RAFAEL LIZARAZO dijo...

Hola, Angela...

¡Qué bueno volver a leerte!

Aunque el tiempo se empeñe en manejar nuestras vidas y convertirnos en sus esclavos, debemos romper las cadenas para ser nosotros los amos del tiempo y convertirlo en nuestro aliado.

El reloj tan solo cuenta las horas, nosotros contamos los momentos vividos.

Un abrazo.

Fernando Manero dijo...

La dictadura del tiempo nos supedita al avance implacable de las agujas del reloj. Por más que intentemos liberarlos de ellas, el tiempo sigue avanzando y no da tregua ni respiro si se entiende el tiempo sólo como una servidumbre y no como un valor a aprovechar. Aprovechémoslo de cuando en cuando. DEjemos el reloj en el cajón y guiémonos por lo que nos dice el horizonte, el buen libro, la buena música o la palabra amiga. Ese tiempo, que forma parte también del convencional, nos ayuda a sobrellevar mejor esa dictadura. Un fuerte abrazo

MAJECARMU dijo...

Angela,bienvenida de nuevo..!

El tiempo lo ha creado el hombre..y el hombre debe pararlo para vivir el presente..!

Siendo dueños de nuestro tiempo,seremos dueños de cada momento y crearemos nuestro destino..conscientes del sentimiento,que escribe poco a poco la meta eterna,sin distancia, ni tiempo.
Un abrazo muy fuerte,amiga.
M.Jesús

Abuela Ciber dijo...

Es bueno leerte.
Es tiempo es implacable...aunque está en nosotros darle el valor que se merece y no más, ser esclavo del tiempo es estresante.

Por suerte ahora tengo todo el tiempo que Dios desee para disfrutar cada momento.

Cariños.

tia elsa dijo...

Ay sería hermoso que fuera asi, pero el tiempo es tirano y vivimos sujetos a su eterno tic tac, besos tia Elsa.

Tanakil dijo...

Me encantan las imágenes que eliges para ilustrar tus textos, ¿de dónde las sacas? Esta del reloj y los libros es muy bonita.
Un saludo,
Tanakil.

Mari Carmen dijo...

Amiga mía, para poder hacerle un buen corte de mangas al tiempo y poder disponer de él a nuestro antojo deberíamos tener muchos millones en el banco, cosa que ni tú, ni yo, tenemos, por tanto... no queda más remedio que hacer un pacto con él, con el reloj, y que nos vaya marcando suavecito lo que deseamos hacer :)

Ay, qué gritos de impotencia, ¿verdad, amiga? :) Cómo te entiendo...

Un abrazo

Monotributo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Cecy dijo...

Angela querida, asi es el tiempo tirano como dice Tia Elsa.
Yo hace un tiempo decidi, sacar los relojes, pero igual hay de algunos horarios que no puedo dejar de cumplir, pero por cierto las desiciones las tomo yo.

:)
Besos.

Luis Lópec dijo...

Inquebrantables momentos de intensidad horaria que destrozan nuestra normalidad convirtiéndola en fases excesivamente detalladas. Dentro de muy poco esconderé mi reloj y viviré un poco más libre. Saludos contra reloj.

Sylvia Reguero dijo...

Yo ahora creo que puedo manejar el tiempo,el de la vida diaria, ya no tengo tantas obligaciones y lo puedo amoldar a mi gusto y las necesidades que siento.....Lo malo es que cada vez avanza sin parar y en eso es implacable....
( con que oligopolio ...aún me estoy riendo)

Cecilia Alameda Sol dijo...

Sería el mejor regalo que nos harían: tiempo, tiempo, tiempo.
¿Para qué queremos dinero si no tenemos tiempo? ¿Para qué muchos objetos si el tiempo no nos da para contemplarlos y disfrutarlos?
¿Y pensar que de niños nos parecía que las horas eran infinitas!

josealfonsomartínez dijo...

Prosa poética. Sinceramente, gusto de recrearme por esos lares. Respondiendo a la invitación, caigo en tu silencio que recojo en paralelo antojo abatido tras las viejas manecillas. Has hecho bien en venir a verme y convidarme. Me tenderé en tu suelo.

josealfonsomartínez dijo...

Inmediatamente después de la entrada "Memorias", hay otra denominada Córdoba2016. Sobre los vídeos, figura un enlace:
www.cordoba2016.es
Pinchando, se accede a la página oficial desde donde es posible adherirse. Gracias por todo. Te añado al rol de blogs que sigo. Desde ahí me haré contigo.
Un beso.

Fran dijo...

Hay que llegar a un acuerdo con el tiempo. Negociar bien para que nos deje un poco de tranquilidad. Sobre todo, después de ver después de comer la película "Vive como quieras", estoy más concienciada a dejar espacios para disfrutar de lo que nos gusta hacer.

MAJECARMU dijo...

Te agradezco tu hermoso comentario,tus palabras transparentes,ANGELA..!

Espero que poco a poco le ganes la partida a ese reloj..que te quiere, porque sabe tus muchos quehaceres..!

No me cabe la menor duda de que sabes disfrutar de esos momentos..sin tiempo,que nos ofreces..
Un abrazo,ANGELA.
M.Jesús

MAJECARMU dijo...

Gracia Angela..
Has interpretado esa estrofa con gran aproximación..nostalgia y esperanza..ojos nuevos..!

Un abrazo y buen fin de semana..!
M.Jesús

* HADA ISOL dijo...

Implacable el tiempo vuela y siempre nos falta,haces muy bien en no hacerle caso porque sino el reloj te tendrá corriendo para un lado y para el otro sin poder detenerte a saborear tu vida,hermoso escrito y que alegría leerte de nuevo!

Sueños compartidos dijo...

El tiempo avanza aplastando sin piedad, como el gigante Gulliver, quiere vernos pequeños y dominarnos, sin embargo acertadamente afirmas que nunc apodra ser dueño de nuestras decisiones, el tiempo es relativo, es infinito, pero así también nuestras obras se las lleva consigo, por eso es preciso hacerlas bien para que perduren y nos montemos en él por los tiempos de los tiempos.

Agradezco tu gentileza tu paso por mi blog y tu coemtario´, asimismo le reitero mi respeto y admiración a María de Jesús su recomendación. Voy a ser uno de tus asiduos lectores.

Gracias, saludos desde Morelia México

Mari Carmen dijo...

Amiga, espero que el calor no te fastidie demasiado. Aquí hemos tenido hoy casi 40 y mañana se espera más de los mismo. ¿Sabes qué temo? que el fin de semana próximo nos vamos a Teruel y Albarracín, con el grupo de fotografía, y como siga este calor lo vamos a pasar que no lo quiero ni pensar. Me perderé la carrera de Fórmula 1 (bueno, no, me llevaré la radio chiquitina y al menos, a ratitos, escucharé como va ganando... Button, que menudo tostón :( ) porque me temo que Alonso este año lo lleva crudo.

Un abrazo y buen fin de semana.

pro_magicalonso dijo...

Estamos atados al tiempo, a las horas, al reloj todo gira en torno a ello.
Me ha encantado tú entrada. Un abrazo y buen finde

María dijo...

Angela, que el tiempo no te robe momentos intensos de felicidad. Hay veces que nos dejamos llevar por él...y tan agustito...y en otras nos acostumbramos a no tener tiempo para lo importante (o al menos a mí me pasa) porque pienso que "dedicarme ese tiempo a lo que me gusta"...es "robarlo" de otro. Pero en ocasiones, como sé que no es así, cuido mucho no olvidar...¿qué es lo importante?
Sé que tú lo sabes, porque lo veo leyéndote en el blog y esa sensible forma de escribir, es lo que nos hace leerte y descubrir que eres una persona rica...y el tiempo lo dice (jeje).
Un gran abrazo.

Tanakil dijo...

Ángela, ¿esta foto es tuya? El reloj es auténtico :-)
Saludos,
Tanakil.

Javier dijo...

Curioasamente mi despertador cada vez tiene menos trabajo. Cada día me despierto antes de que él se ponga a refunfuñar. Será porque me estoy haciendo viejo.

Un abrazo

LOLA dijo...

Y DIEN ESOS SIENTÍFICOS DE LA FÍSICA CUÁNTICA Y NO SÉ QUÉ MÁS...QUE EL TIEMPO NO EXISTE.

PONERLOS A ELLOS EN NUESTRS APUROS.

JUA JUAS

LOLA CIENFUEGOS

Susana de Argentina dijo...

Angela, amiga, cuánta verdad!yo personalmente no uso reloj, pero igual, me persigue, dictatorial, el tiempo, y a veces me descubro, como bien dices...
ser tan monótonos como obligados a causas impuestas…
y aunque éstos factores externos, hacen muchas veces que me desanime, y piense, en dejar de lado, lo que realmente me hace felíz, entónces, me obligo a torcer ese destino, y aquí me tienes!!
gracias amiga por estar siempre presente, y si, tal vez, podamos un día pasear por esas calles de Francia que tanto te gustan, y tan generosamente nos muestras!
Angela, por estos días he tenido problemas con mi servidor de internet, y se corta en forma intermitente, pero aprovecho los momentos que que veo que tengo señal, te cuento que he comenzado, clases de patchwork! y eso me hace felíz, pues es algo que hacía un tiempo que quería hacer, y aunque estoy bastante ocupada, ésto significa un "recreo" para mi! un beso enoooorme y todo mi cariño!!!