miércoles, 11 de junio de 2008

¿POR QUE NECESITAMOS MITOS CAROS?


Probablemente, yo no sea la más indicada para criticar el parón de un país cuando hay encuentros como el de ayer. No, ¡por Dios! Ni tampoco quiero, porque sería injusta, los gustos y las aficiones son muy personales y, en este caso lo encuentro justificado porque se trata de la representación de nuestro país. Me doy cuenta, y soy consciente de que estos eventos son balones de oxígeno para liberarnos de los problemas que vivimos y, que últimamente no son pocos.
Lo que nunca entenderé, aunque lo comprenda, son esas desorbitadas cantidades de dinero que se mueven en el mundo del fútbol.
Me cuesta barajar en pesetas la cantidad de euros que el real Madrid por poner un ejemplo, invierte en rejuvenecer la plantilla y, si mi memoria no me falla anda en torno a 33.276 millones de las antiguas pesetas. La deuda que tiene creo que está en torno a los 212 millones de euros.
¿ Nos habremos vuelto locos para derrochar estas inmensas cantidades de dinero viendo a nuestro alrededor tantas cosas como, sin ser superfluas nos hacen falta?...¿ Sabéis por qué no me gusta el fútbol? porque lo encuentro ostentoso e injusto con sus hermanos los equipos más débiles económicamente. Sé que, a los que os gusta el fútbol, tenéis sobradas razones para justificármelo desde vuestros conocimientos sobre el tema y lo comprendo.
Pero, cantidad de veces me pregunto ¿ es qué son menos importantes, y a mi no me lo parece, los investigadores que, en humildes laboratorios, se dedican día tras día y, con ínfimas cantidades de dinero, cuando no ridículas, a estudiar el porque de enfermedades aún no curables?.
Por éso no entiendo porque un jugador como por ejemplo Casillas, y ruego me perdonen los forofos, gana la friolera de 9 millones de euros y el posible jugador Cristiano Ronaldo 9,5 millones de euros.
No cabe duda de que, necesitamos mitos para que nos hagan vibrar y olvidarnos, aunque sea sólo los 90 minutos que dura un partido, y lo que dure la resaca de la victoria, los obstáculos de nuestras vidas a sabiendas de que, sólo nosotros seremos capaces de afrontar con muchos más sacrificios que áquellos a quiénes veneramos.

25 comentarios:

Cecilia Alameda dijo...

Ya que lo dices: acabo de ver una noticia del Congreso, con todas las bancas vacías porque coincidía con el fútbol. ¿Cuánto ganan sus señorías? Si al sueldo le añadimos dietas y complementos, la cantidad mensual es sabrosa. No tanta como la de los mitos del fútbol, pero muy superior a la de los trabajadores de a pie.
Yo creo que no necesitamos mitos que cuesten tanto dinero y, a veces pienso, que nos sobran también los congresistas que no dan el callo. Desgraciadamente, ayer eran demasiados los que se escaquearon

Mari Carmen dijo...

A mi no me gusta el fútbol, no suelo verlo, pero sí sé la cantidades que manejan los grandes equipos: de sonrojarse. No es lógico que ganen esas millonadas simplemente por salir a darle patadas a un balón. No es lógico ni siquiera que mi adorado Alonso, que se juega la vida en un coche de Fórmula 1, gane 30 millones de euros anuales. Me parece una bestialidad de dinero, pero en estos deportes, y en los demás, aunque sean quizá más modestos, las cantidades de dinero que se mueven, los intereses que hay por medio, son tremendos.
Esto no deja de ser el circo de los romanos, aunque me temo que los gladiadores ganaban mucho menos y se arriesgaban muchísimo más.

Un abrazo,

Fernando Manero dijo...

No hay que buscar ninguna lógica a los disparates económicos que ocurren en nuestro tiempo. Suceden porque sí, porque el mercado apunta en una dirección determinada y mueve los hilos de una trama que todos sabemos injusta pero en la que inevitablemente participamos. Si el futbol abona esas cantidades, si la locura se ha apoderado de los fichajes y de los traspasos, es porque alguien lo paga. Nada es gratuito. Lo paga el espectador, lo paga la especulación inmobiliaria (en la que están hasta las cachas todos los presidentes de clubes de primera), lo paga el consumidor que compra los productos de los anunciantes... Sin saberlo y sin quererlo nos vemos involucrados en una feria de las vanidades y del despilfarro que ofende la vergüenza y pone al descubierto las contradicciones en las que nos movemos. Todos y todas, que diría Aido o Aida (de nombre Bibiana)

Mariluz Barrera González dijo...

Coincido contigo amiga Angela... a mi siempre me ha parecido ilógico e injusto... sobre en un país como el mío en donde la selección mexicana no ha dado una... siempre pierden... pero eso si... en futbol se gasta mas dinero que en cuestiones mas importantes para el pais... El problema es que la gente lo tolere y lo acepte, y hasta colabore... por que para los mundiales es increible que gente sin recursos empeñe o pida préstamos solo para estar presente en un mundial de futbol.

Eso sin contar el mensaje tanterrible que le mandan a los niños por que la mayoría de los jugadores son personas sin estudios ni preparación y peor aun sin educación que solo dan malos ejemplos a la sociedad.

En fin... creo que quedó muy claro que no me gusta el futbol....

Un fuerte abrazo... EN VOZ ALTA.

Abuela Ciber dijo...

Te dire que ese mundo del futbol es...un mundo aparte... del que se valen capitales de dinero muchas veces para ser lavados.
Cariños.

Marcelo dijo...

Hola Angela! Creo que todas las opiniones aquí vertidas pintan un panorama bastante claro del asunto. Sólo agregaré dos cosas: que comparto sentir la injusticia de que un investigador, que colabora mucho más con la sociedad, no gane nada comparado con los salarios de los deportistas de elite. Imaginate lo que es eso por aquí, peor aún. Y lo otro, dentro de lo estrictamente futbolístico, tener la plantilla más cara no te asegura nada, y eso es lo que le da sabor al fútbol. Aunque estadísticamente los grandes ganen más ligas, a veces David le gana a Goliat, como le pasó a mi humilde equipo, que le ganó la Intercontinental al Milán, y por poco no me llaman a mí para jugar...
Un saludo!

celebrador dijo...

No lo veas en clave de deporte porque no lo es

Míralo en clave de espectáculo, "cirquenses" que dijeron aquellos

Esla misma forma de ver la política, no la veas como ideología, porque apenas tiene nada de eso; mírala otra vez como parte de un gigantesco "entertainment"

Anna dijo...

Necesitamos mitos caros y subidones de adrenalina fuertes como "uyyy, casi nos meten el segundo gol"
Para mí es una vergüenza...más vale que se inviertiese parte de lo que esos ¿galácticos "futbolistas"? ganan en otro tipo de menesteres...
Dicen que Alonso se juega la vida siempre que sale a correr ¿y los camioneros no? ¿y los repartidores que van en moto tampoco? Y qué sutil diferencia entre unos y otros: 30 millones de euros anuales, y 800 al mes...

No es una vida justa ni para "cotizar"...

Laura dijo...

Estoy de acuerdo con lo que expones y añado más. En mi opinión, todo el negocio que rodea al fútbol lo hace perder su faceta deportiva y lo convierte en un mercadeo constante de maletines e influencias. Deporte sí, millonadas con lo que hay en el mundo... no

isol dijo...

Yo soy una apasionada del futbol,pero la verdad me parece un despropósito que un jugador de fútbol gane semejantes sumas de dinero,cuando personas con otros talentos que aportan más a la humanidad ,tienen sueldos magros,este mundo no está equilibrado,puedo asegurarte es fantástico ver ganar a tu equipo pero siempre cuando te enteras del dinero que se mueve ,piensas cuantas personas hay con hambre en el mundo y te dá un poco de bronca al ver que es tan grande la diferencia,pues yo pienso si todos vivieran con dignidad ,si se puediera hacer que todos alcancen lo justo,que más dá que otros ganen fortunas si nadie es carente de nada,pero ante las carencias notorias de muchos encoleriza un poco encontrarse con estos números.
Amiga que tengas un buen día,te dejo mi saludo.

Maribel dijo...

Estoy totalmente de acuerdo contigo pero mientras nos tienen entretenidos con eso no pensamos en otras cosas.
¿Es el futbol el opio del pueblo???
Un bico.

tia elsa dijo...

Angela totalmente de acuerdo, es inconcebible lo que gana un jugador, la plata que se mueve, obviamente en Argentina es lo mismo, y la gente que muere y se hace malasangre si su equipo pierde, es como que están cegados y no ven el negoción que hay atrás, que además no es siempre limpio, hay mucho arreglo, sólo importan los grandes equipos, aquí es toda Boca, River, algo Independiente y pará de contar, el resto a los premios. Un beso grande Tía Elsa

Cani dijo...

Por eso no me gusta el futbol.
Pase a desearte un buen fin de semana.
Besinos.

Maeglin dijo...

Lógica filosofal no, no la hay pero lógica económica...bastante. Los jugadores se llevan un pedacito de lo que generan en multiples conceptos royalties etc. Y la explicación está en la psique colectiva porqué sólo teneis que comparar a los muchachos del SOCCER con otros deportes como BALONCESTO donde somos CAMPEONES DEL MUNDO o Futbol Sala donde tenemos 3 MUNDIALES y estamos por encima de Brasil. tambien en waterpolo lo hemos sido todo, en Tenis tenemos más triunfos etc etc Esa gente a su llegada al aeropuerto triunfantes y con un título bajo el brazo no tenian ni una cuarta parte de los que despidieron a los chicos de Luis para Austria solo por ir para allá. Es algo irracional, la masa que diriá Ortega.

Javier dijo...

Tienes toda la razón, mitificamos a determinados personajes que llamamos deportistas, nos identificamos con ellos, los volvemos más que millonarios y ellos sabiendo todo esto se aprovechan de la coyuntura y todavía sacan pecho.

Un abrazo

josé javier dijo...

Tienes toda la razón, aunque los que sentimos un equipo aceptamos esa injusticia por amor a los colores (equipo = tradición, familia, ciudad, etc...)
aunque te doy toda la razón.
Un beso. J.J.hcohbfkaptf

Abuela Ciber dijo...

Pase a visitarte, recibe mis saludos.

Monica Alvarez dijo...

Hola Angela:
existe un proverbio "Panem et circenses" , se usa mucho para contentar a la plebe y para que no se amotine.Sirve para tapar problemas más profundos en las sociedades como es el hambre,la injusticia,la desigualdad,la miseria no solo material.
También es un negocio lucrativo para quienes manejan el football.Se manejan acciones en la bolsa que mueven millones de euros, en fin.
Un abrazo

tia elsa dijo...

Solo pasaba a saludarte, besos tia Elsa

Andrómaca dijo...

Las cifras que se manejan en el mundo del fútbol en este país me parecen de auténtico escándalo.

Ver cómo se pagan ceros y más ceros a según qué jugadores por una jornada de trabajo ínfima -de risa en muchos casos- y una labor que, en mi opinión, no puede compararse en modo alguno a otras muchísimo más importantes y productivas para la sociedad, me produce sorpresa y, la mayoría de las veces, indignación.

El problema es que es un espectáculo del que bastantes personas se lucran -equipos, federaciones, televisiones, patrocinadores...-, que llega a importantes sectores de población, y que incluso aquellos a los que no nos gusta hemos acabado aceptando sin más, bien por conformismo, bien por inercia, o vete tú a saber porqué.

Y del mismo modo que aquí lo escandaloso es el deporte rey, en otros países es el baloncesto, la fórmula 1 o lo que toque en cada momento. Mientras millones de personas viven en la miseria, nosotros nos empeñamos en crear máquinas de hacer dinero. El caso es tener esos mitos de los que tú hablas. Pero esos mitos nos salen carísimos...

Un saludo.

PD: Gracias por dejar un comentario en mi historia. Siempre se agradece saber que lo que uno escribe no es tan horroroso como muchas veces piensa.

Mari Carmen dijo...

Amiga Ángela, hace mucho que no sabemos de tí, espero que estés bien. Me marcho esta tarde a Granada y regreso el domingo. Estoy dejando ya las entradas del viaje a Baeza y Úbeda, pero con tanto trajín la cosa se está demorando un poco. La semana que viene lograré llegar a escribir lo que quiero.

Un abrazo y feliz fin de semana. Ah, y que gane Fernando, o al menos que no abandone la carrera :)

Marcelo dijo...

Hola Angela, entré con las misma intención de Mari Carmen. Espero que estés bien!
Un abrazo

Tawaki dijo...

A mí me gusta el fútbol, y por eso mismo ahora lo veo menos que nunca,porque ya no es un deporte, sino un negocio.

Hblas de las cifras que cobran, pero es que generan mucho. Ser presidente del R. Madrid o de otro club importante es un escaparate que te abre muchas puertas.

Ojalá hubiera más partidos de estos que te dejan vacía la ciudad; así es más fácil ver una exposición o reservar en un restaurante.

Un beso

Buen hombre dijo...

No te preocupes. El futbol se paga solo. SI no existiera el futbol, no se resolverían los problemas.

TEA CUP CLUB dijo...

asi es el futball. Increible verdad, con tanta pobreza en el mundo

Veronica
teacupclub@gmail.com